Scielo RSS <![CDATA[Diaeta]]> http://www.scielo.org.ar/rss.php?pid=1852-733720100003&lang=es vol. 28 num. 132 lang. es <![CDATA[SciELO Logo]]> http://www.scielo.org.ar/img/en/fbpelogp.gif http://www.scielo.org.ar <link>http://www.scielo.org.ar/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S1852-73372010000300001&lng=es&nrm=iso&tlng=es</link> <description/> </item> <item> <title><![CDATA[Prebióticos, probióticos y simbióticos en la dietoterapia de los pacientes quemados]]> http://www.scielo.org.ar/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S1852-73372010000300002&lng=es&nrm=iso&tlng=es La composición de la microflora del tracto gastrointestinal es esencial en el mantenimiento de la función de barrera. Ésta se altera en los pacientes quemados inmediatamente después de sufrir la injuria y el consecuente aumento de la permeabilidad intestinal conlleva una mayor posibilidad de infecciones incontroladas que pueden conducir a la muerte en estos pacientes inmunocomprometidos. Los alimentos funcionales con pre-, pro- y simbióticos surgen como una estrategia terapéutica de contar con inmunomoduladores biológicos que limiten el desarrollo y la translocación de bacterias patógenas y endotoxinas, la infección nosocomial y la respuesta inflamatoria sistémica de origen intestinal. Los objetivos de este trabajo fueron describir el fenómeno de translocación bacteriana y la alteración de la permeabilidad de la mucosa intestinal en el paciente quemado, y reconocer los productos alimenticios y nutroterápicos funcionales con efecto pre-, pro-y simbiótico más adecuados que puedan ser ofrecidos oportunamente. Los mecanismos que favorecen la translocación son: la pérdida de la función de barrera, la modificación en el contenido de las bacterias de la luz intestinal y las alteraciones inmunológicas del huésped. Los prebióticos pueden ocasionar síntomas gastrointestinales secundarios al efecto osmótico y a la fermentación en la luz intestinal. El uso de la bacterioterapia con probióticos y simbióticos requiere una consideración juiciosa de los potenciales efectos adversos de determinadas cepas bacterianas, como son las infecciones por transmigración y la acidosis Dláctica. La experiencia en el abordaje del paciente quemado con alimentos y nutroterápicos con función pre-, pro-o simbiótica es aún insuficiente para poder formular recomendaciones en cuanto a su consumo y más aún de aquellos disponibles en el mercado.<hr/>The composition of the gastrointestinal tract microflora is essential to maintain the barrier function. This is altered in burn patients immediately after suffering the injury and the consequential increase in intestinal permeability entails a greater possibility of uncontrolled infections that can lead to death in these immunocompromised patients. Functional foods with pre-, pro-and synbiotics emerge as a therapeutic strategy consisting in biological immunomodulators that limit the development and translocation of pathogenic bacteria and endotoxins, as well as nosocomial infection and systemic inflammatory response of intestinal origin. The aim of this review is to describe the phenomenon of bacterial translocation and the alteration of intestinal mucosa's permeability in burn patients, and to recognize the functional foods and nutritional products with pre-, pro-and synbiotic effect that would be more adequate to offer in due time. The mechanisms that favor translocation are: the loss of barrier function, the modification of bacteria content in the intestinal lumen and the impaired host immune defenses. Prebiotics can bring about gastrointestinal symptoms which are secondary to the osmotic effect and fermentation in the intestinal lumen. The use of bacteriotherapy with probiotics and synbiotics needs a judicious consideration of the potential adverse effects of certain bacterial strains, such as infections due to transmigration and Dlactate acidosis. The experience in treating burn patients with foods and nutritional products having a pre-, pro-or synbiotic function is still not enough to make recommendations on their consumption and even less as regards those products available in the market. <![CDATA[Educación alimentaria-nutricional (ean ) en la enseñanza primaria municipal de córdoba: Una experiencia en investigación-acción participativa (iap). Año 2008]]> http://www.scielo.org.ar/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S1852-73372010000300003&lng=es&nrm=iso&tlng=es La EAN ha sido reconocida como la mejor estrategia para el control y prevención de problemas relacionados con la alimentación. Sin embargo aún no ha sido incorporada sistemáticamente en las escuelas argentinas. El objetivo de este trabajo fue analizar los hábitos alimentarios de los alumnos, la tarea pedagógica de docentes y la EAN en la enseñanza primaria en el marco de un estudio de investigación acción participativa (IAP) para luego implementar conjuntamente con la población involucrada la intervención educativa correspondiente. Se usaron para la recolección de datos y su triangulación: entrevista semiestructurada, grupos focales, observación directa y análisis de contenido. Para la intervención educativa se recurrió al Modelo Comunitario sustentado en metodologías Constructivistas. En este marco, se llevaron a cabo cinco talleres educativos y dos tutorías con los docentes, sobre contenidos de Alimentación Saludable y su inclusión en la propuesta didáctica como contenidos transversales. El impacto de la intervención pudo ser valorado positivamente ya que los docentes diseñaron un proyecto sobre Alimentación y Nutrición que forma parte del Proyecto Educativo Institucional de la escuela y que involucra también al quiosco escolar y a la población de padres de los escolares y el material didáctico diseñado y validado para dicha población, lo cual contribuye a mejorar la calidad de la intervención para promover hábitos alimentarios saludables y duraderos.<hr/>Nutrition Education (NE) has been recognized as the best strategy to control and prevent problems related to feeding habits. Nevertheless, it has not been incorporated systematically in the Argentine schools yet. The purpose of this study was to analyze the students' food habits, the teachers' pedagogical task and NE in primary schools within a PAR study. An NE intervention was implemented. For data collection and triangulation, semistructural interviews, focus groups, direct observation and content analysis were used. The educational intervention was based on the community organization and social action model supported by constructivist methodologies. In this framework, five educative meetings and two tutorships were carried out with the teachers, aimed at their learning about Healthy Feeding and its inclusion in the didactic proposal as cross-sectional contents. The impact of the intervention was positively valued as teachers designed a Feeding and Nutrition Project that is part of the Institutional Educational Project of the school and also involves the school foodservice and the student's parents, as well as the didactical material designed and validated for said population, which contributes to improve the quality of intervention with the aim of promoting healthful and lasting feedings habits. <![CDATA[Evaluación de intervenciones educativas en el conocimiento y opinión de la comunidad universitaria sobre alimentos funcionales]]> http://www.scielo.org.ar/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S1852-73372010000300004&lng=es&nrm=iso&tlng=es Objetivo: Evaluar la influencia de intervenciones educativas en el conocimiento y percepción de los alimentos funcionales, en la comunidad universitaria. Método: Se efectuaron dos encuestas, la primera diagnóstica en el año 2006 (n=700) y la segunda en el año 2008(n= 333) en una muestra de docentes, alumnos y personal de apoyo (PAU). En el periodo transcurrido entre ambas evaluaciones, se desarrollaron estrategias educativas referidas a los alimentos funcionales (AF). Las diferencias entre las respuestas respecto del conocimiento y concepto de los AF, se analizaron mediante la prueba de Chi cuadrada. Resultados: La evaluación inicial señala que sólo el 21% del total de la muestra escuchó hablar de AF, mientras que en la evaluación final esta proporción alcanzó el 70%. En relación al conocimiento del concepto de AF, se registró sólo un 11% de respuestas correctas en el año 2006, aumentando al 70% en el 2008. Las diferencias son estadísticamente significativas (p< 0,05). Con respecto a la percepción del costo, en la primera instancia, más de la mitad opinó que cuestan más que los tradicionales, mientras que en la evaluación final, es superior la proporción que opina que no hay diferencias en el precio. Más de la mitad de los encuestados inicialmente, desconocían los beneficios para la salud, mientras que en la evaluación post intervención, más de las ¾ partes respondió correctamente. La intención de compra expresada en la primera encuesta fue 77% en la categoría "siempre" y 21% en "a veces". Sin embargo en la encuesta final, la mayor proporción se ubicó en "a veces". Conclusiones: Las intervenciones educativas implementadas con diferentes estrategias, posibilitaron la incorporación de nuevos conceptos y/o contenidos referidos a los AF, siendo las diferencias estadísticamente significativas, con respecto a las respuestas obtenidas sobre el conocimiento y funciones de los AF, antes y después de las intervenciones. Sin embargo, los resultados no pueden atribuirse solamente al efecto de las intervenciones educativas, ya que no hay que desconocer la influencia de otros factores sociales, tales como la publicidad y los medios masivos de comunicación que son una importante fuente de información al respecto. Por otra parte, es necesario considerar que el consumo de los productos funcionales está asociado a la integración de un estilo de vida que influiría en las decisiones del consumidor potencial.<hr/>Objective: To evaluate the influence of educational interventions on the knowledge and perception of functional foods in the university community. Method: Two surveys were conducted among university members, students and support staff (PAU in its Spanish acronym), the first one in 2006 (n =700) and the second one in 2008 (n =333). In the period between both evaluations, educational strategies regarding functional foods (FF) were developed. The differences between the answers regarding knowledge and concept of the AF were analyzed using the Chisquare test. Results: The initial assessment indicates that only 21% of the respondents have heard of FF; however, this proportion reached 70% in the final evaluation. Regarding the knowledge of the FF concept, only 11% of the answers were correct in 2006, increasing to 70% in 2008. The differences were statistically significant (p <0.05). As for the perception of cost, in the first instance over half of the respondents said FF cost more than traditional foods, while in the final evaluation the proportion thinking there were no differences in price was higher. More than half of the respondents were initially unaware of health benefits, while more than 75% answered correctly in the post intervention assessment. In the first survey, the purchasing intention was 77% in the "always" category and 21% in "sometimes". However, in the final survey, the majority of answers were "sometimes". Conclusions: The implemented educational interventions enabled the introduction of new concepts and/or contents related to functional foods (FF), with statistically significant differences in the obtained responses about the knowledge of FF, before and after these interventions. However, these results cannot be attributed only to the effect of educational interventions, since other social factors such as advertising and media are an important and influential source of information about food and nutrition that cannot be ignored. In addition, it is necessary to take into consideration that the consumption of FF is associated with the lifestyle, which can impact on the decisions of the potential consumer. <![CDATA[Situación actual y perspectivas futuras de las tablas y base de datos sobre composición de alimentos en el marco de las redes latinfoods/infoods]]> http://www.scielo.org.ar/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S1852-73372010000300005&lng=es&nrm=iso&tlng=es Argentina presenta actualmente, una situación francamente deficitaria del conocimiento sobre composición de alimentos. La primera Tabla argentina de composición química de alimentos se publicó en 1942 y fue pionera en Latinoamérica. La falta de continuidad y la necesidad de contar con ese tipo de datos originó dos recopilaciones de las Escuelas de Dietistas y Nutricionistas de la Universidad Nacional de la Plata y de la Universidad de Córdoba, cuyas fuentes fueron la antigua Tabla Nacional, tablas extranjeras, publicaciones y folletos de laboratorios y de la industria. En 1983 se creó el INFOODS (Internacional Network of Food Data Systems). En ese marco los países de América Latina formaron en 1984 el centro regional LATINFOODS (Red Latinoamericana de Composición de Alimentos) y Argentina formalizó su Capítulo Nacional, ARGENFOODS, con el auspicio de la Dirección Nacional de Alimentos de la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Pesca y Alimentos (SAGPyA), encarando las siguientes actividades: 1) Compilación y validación de datos existentes; 2) Incorporación de nuevos datos; 3) Elaboración de una Base de Datos nacional en formato electrónico; 4) Elaboración de una tabla sobre "Contenido de lípidos en Alimentos". El Ministerio de Salud de la Nación recopiló la mayor parte de esa información, diseñando un Programa informático (SARA) para analizar los datos de la reciente Encuesta Nacional de Alimentación y Nutrición (2005). Actualmente se está finalizando el proyecto FAO (TCP/RLA/3107): "Desarrollo de Bases de Datos y Tablas de Composición de Alimentos de Argentina, Chile y Paraguay para fortalecer el Comercio Internacional y la Protección de los Consumidores". En ese marco se ha propuesto "El fortalecimiento de la institucionalidad y gestión de la composición de alimentos a nivel nacional y para el desarrollo de alianzas estratégicas entre gobiernos, universidades, industrias y asociaciones profesionales". Este trabajo debe ser continuado, con revisiones y actualizaciones sistemáticas, coordinadas desde el Estado Nacional.<hr/>The present knowledge on food composition is currently very deficient in Argentina. The first Argentine Food Composition Table was published in 1942, being a pioneering work in Latin America. However, there was no continued work in the area. Therefore, in order to satisfy the needs of nutritionists, La Plata and Cordoba Universities carried out two compilations collecting the old data and adding foreign and food industry information. In 1983, the International Network of Food Data Systems (INFOODS) was created. In this frame, the Latin American Network of Food Data Systems (LATINFOODS) was formed, and Argentina created its National Network (ARGENFOODS), with the promotion of the Dirección Nacional de Alimentos de la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Pesca y Alimentos (Food National Administration of the Secretariat of Agriculture, Livestock, Fisheries and Food - SAGPyA). The programmed activities were: 1) Compilation and validation of the old data; 2) Incorporation of new data; 3) Elaboration of an electronic National Database; 4) Publication of a table on "Lipid Content in Foods". The National Ministry of Health used this information to elaborate an IT Programme (SARA) with the aim of analyzing the data of the National Survey of Food and Nutrition (2005). At present, the FAO Project (TCP/RLA/3107) "Development of Databases and Food Composition Tables from Argentina, Chile and Paraguay to strengthen International Commerce and consumers' safety" is coming to an end. The present proposal is to foster the development of strategic alliances between government institutions, universities, the food Industry and professional associations in order to carry out a continuous work in the field of food composition management at the institutional and national level.