SciELO - Scientific Electronic Library Online

 
 número57Inserción en oficios digitales de sectores socialmente desfavorecidos. Pensar los desafíos de la educación desde el caso Arbusta. Entrevista a Juan Umarán*Transitar la obligatoriedad en la escuela secundaria rural: desafíos en la región pampeana índice de autoresíndice de assuntospesquisa de artigos
Home Pagelista alfabética de periódicos  

Serviços Personalizados

Journal

Artigo

Indicadores

  • Não possue artigos citadosCitado por SciELO

Links relacionados

  • Não possue artigos similaresSimilares em SciELO

Compartilhar


Propuesta educativa

versão On-line ISSN 1995-7785

Propuesta educativa (Online)  no.57 Ciudad Autonoma de Buenos Aires jan. 2022

 

Artículos

La Presencialidad-DHD como acontecimiento en el contexto físico-virtual educativo

Presence-DHD as an event in the physical-virtual educational context

PATRICIA SILVANA SAN MARTIN1  *

ROQUE JESUS PETTINARI2  **

GUILLERMO LUJAN RODRIGUEZ3  ***

1IRICE/UNR/CONICET

2COLEGIO POLIVALENTE Nº 2009 IMMANUEL KANT

3UNIVERSIDAD NACIONAL DE ROSARIO

Resumen

El artículo propone un recorrido reflexivo que posibilite la co-construcción de prácticas educativas mediatizadas considerando procesos de socialización del patrimonio cultural. Su objetivo es proponer la noción “Presencialidad-DHD” (Presencialidad en el Dispositivo Hipermedial Dinámico) como clave de dichas prácticas. Desde un recorrido filosófico que vincula los términos Identidad, Memoria y Patrimonio, y la noción de redes socio-técnicas-culturales, se argumenta desde una propuesta realizada en el dispositivo digital Creativa Monumento por estudiantes de nivel secundario. Finalmente, frente a quienes entienden lo presencial sólo como asistencia física de los cuerpos en un lugar común, considerar la presencialidad como acontecimiento, invita al ejercicio del saber ha-ser.

Palabras clave Identidad; Memoria; Patrimonio cultural; Práctica educativa; Dispositivo hipermedial

Abstract

The article proposes a reflective journey that enables the co-construction of mediated educational practices considering processes of socialization of cultural heritage. Its objective is to propose the notion "Presence-DHD" (Presence in the Dynamic Hypermedia Device) as a key to these practices. From a philosophical journey that links the terms Identity, Memory and Heritage, and the notion of socio-technical-cultural networks, it is argued from a process carried out in the Creative Monument digital device by secondary school students. Finally, for those who understand face to face only as physical assistance of bodies in a common place, considering presence as an event invites the exercise of knowing how to be.

Keywords Identity; Memory; Cultural Heritage; Educational Practice; Hypermedia Device

Introducción

La noción de “Presencia” en la práctica educativa ha cobrado relevancia en la literatura académica durante la emergente pandemia mundial Covid-19, lo cual solicita repensar cómo se ejerce presencia en atención a los requerimientos y problemáticas del nivel educativo, las diversas disciplinas y la singularidad de los diversos contextos regionales. Esto implica explorar creativamente con una visión plural y no excluyente, las posibilidades participativas que brinda tanto el hábitat físico y digital de las instituciones educativas, como los posibles soportes y herramientas de mediatización que utiliza la comunidad involucrada en su cotidianeidad (Andrés, 2021).

Frente a esta coyuntura, seguidamente presentamos en clave de una práctica educativa que integra a las Tecnologías de la Información y Comunicación (TIC), un marco teórico que vincula conceptualmente Identidad, Memoria y Patrimonio cultural, como fundamento de una noción propuesta como “Presencialidad-DHD”. La sigla DHD corresponde a la noción de Dispositivo Hipermedial Dinámico y refiere a una red socio-técnica con fines educativos, investigativos, culturales y/o laborales donde se desarrollan procesos de co-construcción interactivos cuya finalidad se centra en la generación de conocimiento (San Martín, 2008). Este tipo de dispositivo se configura a partir de una participación plural y responsable, el trabajo colaborativo y prácticas no excluyentes entramando aspectos sociales y artefactuales en un contexto institucional/organizacional situado desde un abordaje socio-técnico (Thomas et al., 2015; San Martín y Andrés, 2021). En este sentido, lo interdisciplinar, lo interinstitucional, lo agencial y el reconocimiento de los saberes ligados al Patrimonio Cultural, material e inmaterial, son claves en la metodología de trabajo (San Martín, 2022). A nivel tecnológico estos dispositivos son heterogéneos y posibilitan la producción de contenidos multimodales, con diversidad de soportes y formatos, adhiriendo a las políticas y reglamentaciones del software libre y del Acceso Abierto[1].

En tanto dispositivo pedagógico, los DHD consideran las características de lo emergente tanto en lo social como en lo tecnológico para la puesta en obra de prácticas educativas mediatizadas (PEM-DHD). Los procesos de mediatización que se realizan en este tipo de prácticas situadas promueven un uso creativo, accesible y abierto de las TIC que colabora en la búsqueda de soluciones tangibles a problemáticas que requieren de un compromiso colectivo de responsabilidad social en su más amplio sentido (San Martín, 2021).

En lo metodológico, referiremos un caso de estudio donde participaron 61 jóvenes de una institución escolar de nivel secundario vivenciando procesos de socialización del Patrimonio Cultural regional (material e inmaterial). A partir de sus voces y su producción mencionaremos aspectos significativos sobre cómo ejercieron su Presencialidad-DHD en relación al mismo, dando cuenta de las dimensiones de Habitabilidad, Autenticidad, Esteticidad y Politicidad al vivenciar un proceso de co-construcción en el “DHD Creativa Monumento”. Finalmente, planteamos una breve reflexión acerca de lo propuesto en términos de innovación y calidad educativa.

Identidad-Memoria-Patrimonio Cultural

Un proceso educativo en torno al Patrimonio Cultural de un pueblo o comunidad convoca a la cuestión de la identidad. Este concepto, con los aportes del pensamiento fenomenológico, pasó de tener una clara connotación estática, a un fuerte dinamismo hermenéutico, que se juega en la dinámica que se establece entre lo heredado y lo decidido. En esto se incluye sistémicamente lo axiológico, lo afectivo, las creencias, entre otras dimensiones de lo humano, vinculados necesariamente con lo temporal y su dinámica (Molano, 2007: 73).

Bauman analiza esta recreación continua de la identidad, y sostiene que ella está siempre “in statu nascendi” (2010:105), porque cada forma que asume está afectada por alguna contradicción interna que la moviliza. Esto permite considerar la identidad como anhelando siempre su propia reforma. Por eso, podemos ponderar una nueva mirada más allá de la construcción de la identidad, vinculada al proceso inacabable de identificación. Así, sería posible considerar la identidad como un emergente en el dinamismo vital, que es temporal. Aristóteles (2011), cuya mirada diverge de estos planteos, sin embargo, ya proponía que “la experiencia se genera en los hombres a partir de la memoria: en efecto, una multitud de recuerdos del mismo asunto acaban por constituir la fuerza de una única experiencia” (2011:72). Entonces, la función de la memoria en la construcción de lo identitario es ineludible, ya que siguiendo a Heidegger (2012a), constituye el pensar por antonomasia.

El modo en que cada grupo social vivencia el tiempo da lugar a ciertas representaciones que constituyen su modo específico de ejercer la memoria. Candau (2002) expone que el tiempo puede percibirse de forma cíclica, reversible o continua y lineal, lo cual constituye representaciones que fundamentan el modo de búsqueda de la memoria. Tan importante es esta función, que Ricoeur afirma que “conciencia y memoria son una sola y misma cosa, sin consideración para el soporte sustancial” (2010:138). Para considerar lo identitario, se hace necesaria la apertura de la memoria, noción que tiene que ver con la mirada propuesta por Eco (1979), en torno a la naturaleza inagotable de la obra de arte. Llevar esta actividad hermenéutica al campo de la Memoria, habilita leerla reconociendo sus formas de producción, y a la vez realizar una interpretación acerca de ella. Abrir la memoria es comenzar a configurar una hermenéutica de nosotros mismos, en tanto obras de arte (Bauman, 2010). San Martín (2018), incorpora la noción de “apertura de la memoria” abordando el modo en que el ser humano vive lo hereditario dando cuenta de los aspectos que configuran a dicho proceso de forma dinámica, destacando en el devenir histórico sus características múltiples y cambiantes.

Esta funcionalidad de la memoria remite a la consideración de lo hereditario como constitutivo de la identidad del ser humano. Lo hereditario se constituye en patrimonial en tanto percepción de un legado que nos constituye y deviene de nuestros antepasados (Ricoeur, 2010: 184). Esta mirada es la que posibilita a Smith (2006) desarrollar una definición crítica y diversa de las concepciones tradicionales acerca del Patrimonio Cultural poniendo el acento en la herencia como constitutiva axiológica de los sitios materiales ligada a formas de entender dicho legado y al compromiso del hacer en el presente. Un proceso cultural complejo, donde el Patrimonio Cultural se constituye como el acontecimiento de la construcción de la identidad mediante el ejercicio de la memoria viva.

Presencialidad-DHD

Heidegger (2012b), permite hablar de una Presencialidad existenciaria del Da-Sein, ya que “Allí, destaca una tendencia histórica del Dasein de comprenderse a sí mismo como un ser presente ahí-adelante (Vorhandensein), comprensión que se proyecta al interpretar al tiempo del mismo modo” (Butiérrez, 2017:87). Es decir que el único ente con Presencialidad existenciaria es el Da-Sein, que gracias a ella se puede autopercibir presente y contemplar el ser que constituye y se desoculta en los entes (Pettinari, 2021).

La Presencialidad existenciaria del Da-Sein hace posible el acontecimiento de la apertura de la memoria viva, en la autopercepción de lo hereditario, que es una presencia constitutiva de su propia Presencia en tanto Da-Sein. Es posible afirmar que, las manifestaciones de la Presencia son el acontecimiento de la Presencialidad. Así, Presencialidad, identidad y memoria están intrínsecamente unidas.

Si el DHD en tanto red socio-técnica-cultural posibilita a los sujetos participantes la producción de conocimiento, entonces podría habilitar la socialización activa del Patrimonio Cultural. Siguiendo esta hipótesis, la clave de interpretación de la Presencialidad-DHD reside en el verbo “posibilitar” referido a “los sujetos”, ya que esto tiene que ver con la constitución misma del sujeto. Decir que el DHD “posibilita a los sujetos” quiere decir que en la co-construcción del DHD el sujeto se constituye como sujeto de determinada manera. Es la primera de las posibilidades, que da lugar a todas las demás. Allí radica el acontecimiento de la Presencialidad-DHD.

Esta presencialidad inherente al sujeto se desplegará en un estar presente concreto. Por eso, la constitución misma del DHD en tanto dispositivo - red, es un acontecimiento de apropiación, un acontecimiento identitario. Sin él, hay artefactos, individuos, actividades, pero no “Dispositivo Hipermedial Dinámico”. Así, la Presencia en este dispositivo es Presencialidad acontecida y, por ende, siguiendo a Ricoeur (2010), es apertura de la memoria viva que se despliega hacia la creación de nuevas formas de actividad e interactividad, como manifestaba Smith (2006) al definir al Patrimonio Cultural.

En síntesis, se propone la noción de Presencialidad-DHD como el acontecimiento de la apertura de la memoria viva, configurada como autopercepción de lo hereditario en lo identitario, que se constituye existencialmente como un habitar físico virtual auténtico, estético y político (Pettinari, 2021). A continuación, se mencionan las cuatro dimensiones que se entraman en esta noción (San Martín et al., 2022):

Habitabilidad: refiere a las formas complejas del habitar contemporáneo que van más allá de lo geográfico donde se requiere un compromiso intersubjetivo en relación con un Otro. Estos procesos del habitar son intermitentes, no lineales y tensos en cuanto a la participación, las negociaciones y las ausencias. En este sentido, es insoslayable dar lugar reflexivamente al acontecimiento de apropiación para posibilitar un habitar contemplativo del desocultamiento del ser (Gumbrecht, 2005).

Autenticidad: constituye la esencia del Da-Sein. Lo auténtico es la identidad autopercibida y la autenticidad es el despliegue de lo identitario en un proceso dinámico que transcurre bajo la forma de la continua conciencia interior del tiempo (Husserl, 1942). Se deconstruye en forma continua ya que indaga en el proceso histórico de su devenir para construir algo nuevo. Como condición básica de posibilidad de todo acto auténtico, es libre y se caracteriza por la absoluta responsabilidad. En el sentido existencial se configura como una presencia que se hace cargo y se compromete con ese mismo estar presente.

Esteticidad: dado que la presencia es un acontecimiento estético (Gumbrecht, 2005), la presencialidad acontecida, da cuenta de una profunda dimensión estética, ya que la vida misma, en la medida en que es humana, es una obra de arte (Bauman, 2010). Así, la presencia es simbólica (Castoriadis, 2010) y representativa de lo hereditario en lo identitario, expresivamente ejercida por la memoria viva. Finalmente, siguiendo a Heidegger (2001), Gumbrecht (2005) y Ricoeur (2010), se puede decir que es una Presencia serena constitutiva de lo estético poético, ya que sólo la serenidad permite contemplar al Ser que se desoculta y habilita la creatividad.

Politicidad: en línea con la Pedagogía de Paulo Freire alude a la naturaleza política de la educación, entendida como praxis de liberación. Esta dimensión remite a la constitución existencialmente política y a otros tipos de presencia que emergen en la apertura de la memoria viva, que vincula con la identidad como sentido de pertenencia (Molano, 2007) e inclusión (Cenacchi, 2019). La Presencialidad acontecida en el DHD es co-presencialidad y se constituye como politicidad libremente democrática (Parra Leal, 2020), ya que surge a partir de la noción ciudadanía (Balibar, 2013) en el marco de los Derechos Humanos. Así, sostener activamente el Derecho a la Educación es constituirse como presencia responsable que se autopercibe parte de un movimiento colectivo identitario en lucha por respuesta a sus demandas, en clave emancipadora (Laclau, 2015).

Hacer Presencia en Creativa Monumento

Creativa Monumento es un DHD co-construido a partir de una serie de proyectos de Investigación y Desarrollo interinstitucionales acreditados. El enfoque metodológico fue interdisciplinar, se conjugaron estrategias de investigación cualitativa (entre ellas la Investigación Acción), cuantitativa y de la ingeniería del software. El campo experimental y propositivo tomó como eje temático al Patrimonio Cultural “Monumento Histórico Nacional a la Bandera” (Rosario, Argentina)[2]. En los distintos trabajos de campo realizados han participado investigadores, estudiantes de postgrado, gestores culturales, docentes y alumnado de distintos niveles educativos y también la ciudadanía.

El caso que trataremos se desarrolló durante el año lectivo 2019 y principios del 2020, en el nivel secundario de escolaridad (3° y 4° año) de un colegio polivalente de la localidad de San Jerónimo Sud (provincia de Santa Fe, Argentina). La participación de un total de 61 estudiantes involucró las asignaturas de “Formación ética: globalización, ciudadanía y derechos” (terminalidad Técnica Profesional con orientación en Producción Agropecuaria), “Latín y Cultura” y “Comunicación, lenguaje y lógica” (orientación Lengua).

La Figura 1, muestra la red de contenidos de Creativa Monumento. En la misma, el nodo central aporta una descripción general y enlaza cuatro nodos secundarios: Opciones de Acceso, Itinerarios Creativos, Obras Abiertas y Constructores de Ciudadanía.

Fuente: http://creativamonumento.irice-conicet.gov.ar/red/fichas_creativa.html

Figura 1 Figura 1. Red de contenidos de Creativa Monumento 

Las opciones de Acceso permiten la creación de cuenta de usuario, la búsqueda de fichas con diferentes filtros, la ayuda con una guía completa de todas las características del sistema, ir al inicio y la navegación accesible.

En el nodo de “Constructores de ciudadanía” se pueden ir agregando fichas de quienes formaron parte del proceso de discusión, organización y decisión para la puesta en marcha de acciones que tendieron a la producción de ciudadanía. “Obras Abiertas” presenta las producciones individuales o grupales donde cualquier persona puede acceder y/o participar, y en las cuales tiene lugar todo aquello que va conformando nuestro patrimonio vivo en su más amplio sentido.

“Itinerarios Creativos” a modo de guías propositivas promueve la exploración, la integración de conocimientos, la creación de nuevas fichas en cualquiera de las tres categorías, motivando hacia la producción de “Obras Abiertas” en diversos formatos y plataformas.

En todas las fichas se puede acceder a la información específica, recursos, comentarios y fichas asociadas.

El trayecto de la experiencia se diseñó en seis momentos:

1- Cuestionario y debates abiertos para indagar básicamente acerca de las representaciones que el alumnado tenía sobre: 1) el Patrimonio Cultural, y 2) las formas de uso de TIC en la institución escolar y en otros ámbitos no formales.

2- Exploración libre de Creativa Monumento y elaboración de un informe de dicha experiencia (opiniones sobre usabilidad, diseño, contenidos, etcétera).

3- Discusión y reflexión áulica: a partir de los informes recabados se realizó un abordaje de los contenidos que resultaban más interesantes en relación con las asignaturas en curso.

4- Producción grupal libre, en cualquiera de los tres nodos de Creativa Monumento.

5- Socialización a cargo de cada grupo de su producción al resto del curso, describiendo las motivaciones iniciales, las prioridades elegidas, las modalidades del proceso, y las características de la producción final.

6- Socialización de los constructos en cada curso, comunicando la producción final, el debate que la gestó y los consensos alcanzados. Allí, en un marco dialógico, se aplicó un nuevo cuestionario, se registraron las observaciones finales de los constructos y las diversas opiniones sobre la experiencia transitada. La publicación en acceso abierto de las fichas elaboradas en el DHD-Creativa Monumento se realizó durante el Ciclo Lectivo 2020.

En línea con las características de un DHD, la interactividad sostenida por los participantes tanto en el contexto físico como mediatizado generó los agrupamientos a partir de los propios intereses y afinidades. Asimismo, el docente como participante de dicha red fue facilitador de los aprendizajes bajo una dinámica de taller, ejerciendo tareas de motivación, detección de inquietudes para que los grupos puedan interrelacionar recorridos similares. Desde el rol docente fue clave la conceptualización de los vínculos que iban apareciendo con las temáticas curriculares específicas, el acompañamiento en la exploración de fuentes, propiciando espacios de encuentro para socializar actividades, discutir propuestas, entre otras.

Cabe señalar que los contenidos curriculares de cada asignatura fueron desarrollados activando una mirada compleja y crítica. A modo de ejemplo, en “Formación Ética…” el proceso derivó en debates sobre los Derechos Laborales. Entonces, los diferentes grupos indagaron sobre la historia de los Derechos laborales en Argentina, las luchas sociales por conquistarlos, y la presencia de esta temática en distintos espacios de la vida cultural. Ello generó tres fichas en Creativa Monumento: 1) Itinerario Creativo “Culturados”[3]; 2) Obra abierta “Los Derechos laborales”[4]; 3) Constructor de ciudadanía “Pocho Lepratti”[5]

En “Latín y Cultura”, se fueron construyendo conocimientos desde sus aspectos lingüísticos, expresivos y comunicativos. También se generaron tres fichas: 1) Obra abierta “Nuestros originarios: Lantec Chaná”[6]; 2) Itinerario Creativo “Crucigrama Monumental”[7]; 3) Constructoras de ciudadanía: “Las Madres de la Plaza 25 de Mayo”[8].

El curso de cuarto año abordó temas de Teoría de la Comunicación y Lógica y, acordó participar al fin del año lectivo (noviembre) de una fiesta autogestionada por jóvenes de cuarto año de la región que tiene como epicentro el Monumento a la Bandera. En esta fiesta, llamada “Banderazo” se festeja el paso al último año de la escolaridad secundaria. Si bien ya cuenta con cierta tradición entre la juventud entusiasta, resulta controvertida a nivel de la ciudadanía y autoridades por los usos no protegidos sobre este patrimonio y ciertos consumos ilegales. Por esta razón, un grupo numeroso eligió comunicar este evento, entre otras temáticas. En este curso se elaboraron dos fichas en la categoría de Obra abierta: “El Banderazo”[9] y “La llama votiva”[10].

El acontecer de la Presencialidad-DHD

A partir de las voces[11] del estudiantado relevadas en el sexto momento, es posible aproximarnos al proceso vivenciado en estas PEM-DHD y observar cómo se entraman algunos aspectos vinculados a las cuatro dimensiones ya mencionadas de la Presencialidad-DHD.

Sobre el proceso educativo, las opiniones vertidas muestran por ejemplo, que “hubo aprendizajes que se caracterizaron por ser novedosos, a través de juegos, y sin darnos cuenta de que estábamos aprendiendo, y de esta manera se fijan más los conocimientos”. Estos conocimientos se caracterizan no sólo por lo conceptual de los temas elegidos sino también por contenidos actitudinales tales como “la responsabilidad”, y contenidos procedimentales como “la utilización de dispositivos digitales”, las “prácticas en el desarrollo cultural”, “aprender a buscar información”, “manejar nuevos programas”, “editar videos con fines educativos”, etc. Y de esa manera también desarrollaron otro tipo de habilidades: “Mientras hacía el trabajo y lo editaba fui aprendiendo mucho sobre el tema elegido”, “aprendí, no sólo con mi trabajo, sino con la página y los trabajos de mis compañeros”, “fue educativo debido a que aprendí muchas cosas nuevas gracias a la necesidad de utilizar la tecnología para algo diferente a lo que acostumbramos”.

En cuanto a las producciones, sus autores creen que pueden servir para que otros aprendan algo nuevo, “pero depende de quién lo juegue, ya que se trata de cultura general”, además “vinculamos la cultura general al tema de los derechos, que es importante para todos”, “el hacerlo a través de juegos lo pone al alcance de los adolescentes”, “puede ser útil porque se basa en información extraída de varios sitios distintos”, y además “es entretenido, y a través del entretenimiento se aprende”.

En el sentido de lo expuesto, retomamos varias de estas opiniones y otras similares posibles de ser caracterizadas desde la dimensión de “Habitabilidad”. Por ejemplo, la mayoría del estudiantado expresó que el proceso socio-técnico-cultural vivenciado en torno a Creativa Monumento les resultó “de mucho interés, dado que fue fácil de usar, más rápido que otros métodos, y sobre todo, más divertido”, porque “la tecnología nos permite un fácil acceso a muchas fuentes y a más información”, “Estuvo bueno porque nosotros estamos acostumbrados a usarla en la vida cotidiana, y en el Colegio casi no la usamos…”. El rol ejercido en la co-construcción del dispositivo, lo consideran “activo”, porque “busqué la información necesaria, acoplándola a la información de mis compañeros”, “entre todos tiramos muchas ideas para la sopa de letras”.

Retomando aspectos vinculados a la Autenticidad encontramos que “Al principio no tenía ganas, pero luego fui viendo que era útil, y eso hizo que me gustara”, “está bueno hacer algo diferente y en grupo”, “me resultó interesante ya que es algo que no suelo hacer, fue agotador pero ver los resultados fue lindo”, “…la libertad que otorga hace que sea muy interesante”, “el humor que le puse a mi video es característico de mi persona”, “la dinámica que le dimos al juego representó mi forma de aprender”. Manifiestan sentirse presentes en la producción “porque es algo que no se hubiera hecho sin mi participación”, “porque entre lo que hice yo y el resto, salió un buen trabajo”, “porque fui parte importante de ese proceso”. Cada participante en el marco del contexto escolar disciplinar, pudo abordar el proceso de co-construcción del DHD-Creativa Monumento, dando cuenta de ese dinamismo. Esto se verifica en los temas que eligieron, donde manifestaron una ponderación de su autopercepción identitaria en tanto mujeres (“Nuestros originarios: Lantec Chaná), en tanto adolescentes (El Banderazo), en tanto oprimidos de diversa manera (Pocho Lepratti, Derechos laborales, Madres de la Plaza 25 de Mayo), en tanto argentinos (La llama votiva y otros itinerarios creativos). Al mencionar el motivo de su elección, remarcan unánimemente la cuestión identitaria.

Entre los aspectos vinculados a la Esteticidad podemos referir: “Me resultó muy interesante porque, por ejemplo, yo hice un video, y la verdad que es muy fácil para mí y se hace más dinámico el trabajo.” La experiencia de utilizar la tecnología con otros fines distintos a los cotidianos, les pareció “muy atractiva”, “cada uno tenía que buscar información, y después entre todos armamos la grabación”, “me siento presente quizás, por saber que lo que hice lo va a ver mucha gente”, “grabé el video, hablé, estudié, y además conocí al hombre que guarda un gran Patrimonio y me marcó mucho”.

Cabe mencionar que, “El banderazo” resulta interesante como proceso. Podría decirse que se aborda un evento que nada tiene que ver con luchar por derechos, incluso desde alguna mirada se podría entender ese evento como una afrenta irrespetuosa al Patrimonio Cultural. Sin embargo, en el trayecto del año se manifestó desde el principio otro aspecto. De manera unánime, el estudiantado reconoció que participar en ese evento de noviembre en el Monumento se configuraba como el día más importante del año. El motivo era claramente expresivo e identificatorio: celebrar el momento que están viviendo y mostrarlo a su manera, eligiendo sus propios significantes: estar en el “Monumento a la Bandera” era lo más esperado, sentido y anhelado. Se desarrolló aquí un proceso identificatorio etario fundamental. Llevar a cabo un ritual dado, heredado, aceptado y deseado. El mismo, podría desarrollarse en otro lugar, sin dudas. Sin embargo, las banderas como significantes proporcionan una significación al lugar físico que pareciera irreemplazable. En las palabras del alumnado de cuarto año aparece la clara vinculación entre la expresividad y la lucha. Esa lucha eterna del mundo adolescente contra el mundo adulto. Lucha por ser visibilizado, lucha por ser oído. Lucha por ser, quizás como muchos creadores, aceptado en su tiempo.

De forma algo similar, el lenguaje utilizado en la obra abierta referente a los Derechos laborales manifiesta la búsqueda de mayor empatía con sus pares a partir de la utilización del propio lenguaje coloquial para explicar hechos históricos o procesos culturales. De esta manera, es posible observar que la memoria viva, además de reconocer lo hereditario en lo identitario, se configura como compromiso activo, que, en este caso, tiene una clara dimensión comunicacional.

La Politicidad emergió en la interactividad generada en el proceso “se construyó a partir de debates, discusiones y aportes de todos”, “uno hacía algo y luego todos lo criticábamos y así se iba cambiando hasta que quedó algo que nos gustó a todos”, “hubo interactividad, con el tiempo debería aumentar mucho, pero para lograrlo hay que dedicarle tiempo”, “tuve una participación activa porque realicé trabajos de aprendizaje para otras personas que lo necesitan”, “ayudé con la escritura y los juegos”. El alumnado manifiesta que tanto a nivel individual como en los colectivos que se identifican, se representa en las producciones, ya que “trata sobre el Monumento y la Cultura de nuestro país”, “porque ahí hay parte de nuestra historia y hay que valorarlo”, “porque es una contribución para beneficiar en algo al país”, es “una manera de aprendizaje y enseñanza para entender la cultura, que es algo muy bueno para las personas”, “es algo que nos representa a todos”. Los colectivos en los que sienten una pertenencia y que aparecen en las producciones son variados: los adolescentes, los trabajadores, las mujeres, los estudiantes, los ciudadanos argentinos, etc. Estos colectivos aparecieron “a través del diálogo en el aula, y entonces pudimos llevar al aula y al trabajo lo que nos pasa en nuestras vidas concretas”.

Resulta valioso mencionar el proceso realizado por el grupo que analizó el Lenguaje Chaná. Si bien en un principio la primera vinculación se mostró de manera geográfica, al ser un pueblo originario que habitaba esta región, un aspecto específico de esa cultura generó el proceso ya referido: el rol de las mujeres como las guardianas de la memoria. Esa característica que, sin ser un matriarcado, muestra un papel fuerte de la mujer, configuró un proceso afectivo (Laclau, 2015). Las estudiantes, sin ser chanás, sin conocer su lenguaje, sin haber conocido a ninguna mujer chaná, se sienten identificadas con esta caracterización porque representa una lucha que ellas mismas están llevando a cabo.

Algo similar emerge con la figura del trabajador social Claudio (Pocho) Lepratti como constructor de ciudadanía. En primera instancia, no parecería haber ningún vínculo directo con el Monumento. Sin embargo, el estudiantado advirtió que dicho patrimonio es un lugar de congregación de personas que reclamaron por su asesinato y que allí se reúnen personas que reclaman por lo mismo que reclamó Pocho durante toda su vida. Asimismo, es un lugar donde artistas recrean la figura y la obra de Lepratti. Por eso, este patrimonio es un sitio simbólico donde se sigue luchando por lo que él luchó. Pero la identificación con su figura no surgió desde el análisis del Monumento, sino de la discusión acerca de los derechos laborales y los derechos de los adolescentes. En la búsqueda de fuentes, el grupo descubrió que Pocho había vivido y estudiado en Funes (localidad cercana a la ciudad de Rosario), lugar de origen y domicilio de un gran número de estudiantes de la escuela polivalente. Ese fue el primer factor identificatorio, que derivó en la identificación con su lucha, y sobre todo, con su coherencia en esa lucha. Algo similar sucedió con el abordaje de las madres de la Plaza 25 de Mayo (madres de desaparecidos durante la última Dictadura militar en la ciudad de Rosario), la revisión de la lucha por la reivindicación de los Derechos laborales en Argentina y los itinerarios creativos que hablaban de esas mismas temáticas. Tanto dicha ficha, como la de Nuestros originarios se constituyeron mediante largos debates que derivaron en una fuerte conciencia de lucha activa en los cursos. Todo lo cual habilitó una profundización colectiva en torno a la lucha por el respeto a los derechos de las mujeres en pos de una nueva ubicación de su rol en la sociedad. Estos procesos surgieron, también, a partir de la interactividad en la co-construcción del dispositivo, desde el análisis de fichas que refieren a las Mujeres constructoras de la Patria, Lola Mora, la Matria, entre otras. De esta manera, Creativa Monumento, como red heterogénea, permitió y configuró en ellas un proceso en el que la memoria se vivificó de tal forma que dio lugar a múltiples compromisos.

Finalmente, es posible argumentar que lo acontecido en la co-construcción del DHD-Creativa Monumento fue la Presencialidad, entendida como categoría esencial del existir humano: “A lo largo del año, y con todo lo que fuimos haciendo juntos, pude darme cuenta de lo que soy, de lo que somos, y de lo que quiero ser”… “yo no me daba cuenta de la manera en que mis antepasados estaban presentes en mí, ahora después de lo que hicimos en Creativa, lo reconozco y me da ganas de hacer más cosas para conocer más mi identidad”… “hacer Creativa me ayudó a darme cuenta que mi lucha es una partecita de la gran lucha de las mujeres por la liberación”… “yo estoy ahí, yo estoy en Creativa porque la construí, ahí está mi tiempo, mi dedicación, pero además Creativa, los chicos, yo mismo estoy en mí, porque me doy cuenta de lo que soy, de por qué soy esto, y de lo que quiero ser”… “Después del banderazo, cada vez que pase por el Monumento va a ser algo distinto, porque me voy a acordar de ese día, pero también me voy a acordar de todo lo que charlamos e hicimos en este año”. “Pocho era el personaje de una canción, ahora es un compañero de lucha”. “Si algún día soy madre, quiero tener el coraje de esas madres, eso es lo que aprendí este año”.

Breves conclusiones

Este escrito pretendió habilitar una reflexión acerca de cómo la identidad, la memoria, el patrimonio y la socialización son categorías dinámicas que se interrelacionan de manera compleja, y los procesos educativos que las aborden, deberían considerar tanto esa complejidad como esa dinamicidad. Por ese motivo, proponer prácticas educativas mediatizadas co-construyendo DHD, resulta de vital importancia para disponer al acontecimiento de la Presencialidad.

Más allá del desarrollo teórico, el caso presentado da cuenta del despliegue heterogéneo de la red de elementos que dispuso (y por eso es dispositivo) al acontecimiento existencial de la presencialidad, lo cual emerge como un valor deseable en toda práctica educativa. En este sentido, el enfoque socio-técnico-cultural del DHD fue valorado muy positivamente por el estudiantado, tanto en los contenidos tratados como en el aprecio por la libertad a la hora de expresarse en las realizaciones, lo cual resulta auspicioso tanto en lo referido a una apropiación creativa de la tecnología como en lo que significa bregar por una educación contrahegemónica, transformadora y crítica. Las opiniones acerca de ello resaltaron los beneficios del proceso y solicitaron poder continuar con la modalidad en años venideros. La principal razón expuesta es que la metodología de trabajo propuesta habilita mejores aprendizajes.

El DHD se sostiene por la activación permanente de la red y en este tipo de dispositivo con fines educativos, quien cumple el rol docente tiene un papel preponderante en el estilo agencial de la comunidad participante. Las opiniones recabadas sobre este tópico destacan la libertad a la hora de crear la producción, la motivación y compromiso por parte del docente, la colaboración interna en los grupos, logrando que cada uno realice lo que le resultaba más accesible, y el aprendizaje a partir de problemas que resultan interesantes y significativos. Lo mencionado, desde una vasta literatura del campo de las Ciencias de la Educación aparece como deseable cuando se habla de innovación, calidad y sustentabilidad en el marco del Derecho a la Educación. Todo lo cual se traduce en el ejercicio insoslayable de una práctica no excluyente, consensuada a nivel de contenidos, contextualizada, colaborativa, con interactividad múltiple, abierta a distintos tipos de producción digital, sostenible en el tiempo, con distintas instancias en espacios geográficos y en la virtualidad en la modalidad activa de taller.

En tiempos donde lo instantáneo borra la memoria, lo instrumental objetualiza al sujeto y los debates acerca de lo presencial se entienden reductivamente como asistencia física de los cuerpos en un lugar común, considerar la presencialidad como acontecimiento, visibilizar los modos de disponer a ella, y categorizar sus formas de presencia, habilita a realizar propuestas pedagógicas superadoras, calificadas y por sobre todo, viables y diversas según los contextos como ejercicio conjunto de un saber ha-ser.

Referencias

Andrés, G. (2021) Tecnología, comunicación y conocimiento. Apuntes sobre la mediatización contemporánea. Buenos Aires: Ediciones Imago Mundi. [ Links ]

Aristóteles (2011) Metafísica. Madrid: Gredos. [ Links ]

Balibar, E. (2013) Ciudadanía. Buenos Aires: Adriana Hidalgo. [ Links ]

Bauman, Z. (2010) El arte de la vida: De la vida como obra de arte. Buenos Aires: Paidós. [ Links ]

Butiérrez, L. (2017) Identidad personal, ipseidad, alteridad y lenguaje en la obra de Martin Heidegger. Tesis de doctorado. Universidad Nacional de La Plata. Disponible en: http://sedici.unlp.edu.ar/handle/10915/65293 (última entrada 9 de agosto 2021). [ Links ]

Candau, J. (2002) Antropología de la memoria. Buenos Aires: Nueva visión. [ Links ]

Castoriadis C. (2010) La institución imaginaria de la sociedad. Buenos Aires: Trusquets. [ Links ]

Cenacchi, M. (2019)Hacia una educación no excluyente. Perspectivas teóricas-metodológicas sobre “Accesibilidad-DHD” para la formación superior de educadores. Tesis de doctorado. Universidad Nacional de Rosario. [ Links ]

Eco, U. (1979) Obra abierta. Barcelona: Ariel. [ Links ]

Gumbrecht H. (2005) La producción de Presencia: Lo que el significado no puede transmitir. México DF: Universidad Iberoamericana. [ Links ]

Heidegger, M. (2012a) ¿Qué significa pensar? Buenos Aires: Agebe Filosofía. [ Links ]

Heidegger, M. (2012b) Ser y Tiempo. México DF: Fondo de Cultura Económica. [ Links ]

Husserl, E. (1942) Meditaciones cartesianas. México DF: Fondo de Cultura Económica. [ Links ]

Laclau, E. (2015) La razón populista. Buenos Aires: Fondo de cultura económica. [ Links ]

Molano, O. (2007) “Identidad cultural un concepto que evoluciona”, Revista Opera, 7, pp.69-84. Disponible en: https://revistas.uexternado.edu.co/index.php/opera/article/view/1187 (última entrada 5 de abril 2021). [ Links ]

Parra Leal, V. (2020) “Una interpretación de la conexión de Nussbaum entre libertad y habilidades democráticas, desde la filosofía de Dewey”, IXTLI: Revista Latinoamericana de Filosofía de la Educación, 7(13), pp.33-51. Disponible en http://ixtli.org/revista/index.php/ixtli/article/view/131/134 (última entrada 2 de marzo 2021). [ Links ]

Pettinari, R. (2021) Prácticas educativas mediatizadas para la socialización activa del patrimonio cultural: construir presencialidad en el siglo XXI. Tesis de doctorado. Universidad Nacional de Rosario. [ Links ]

Ricoeur, P. (2010) La Memoria, la Historia, el Olvido. Buenos Aires: Fondo de Cultura Económica. [ Links ]

San Martín, P. (2008) Hacia un dispositivo hipermedial dinámico. Educación e investigación para el campo audiovisual interactivo. Bernal: Universidad Nacional de Quilmes. [ Links ]

San Martín, P. (2018) “Abrir la memoria habitando Creativa Monumento”, Revista Propuesta Educativa, 50, (27-2), pp. 92-104. Disponible en https://ri.conicet.gov.ar/handle/11336/93392 (última entrada 5 de enero 2022). [ Links ]

San Martín, P. (2021) “Hacia un modelo analítico multidimensional para la co-construcción y sostenibilidad de proyectos escolares TIS - Ciencias de la Computación", Espacios en Blanco, 31(1), pp. 67 - 81. Disponible en https://ojs2.fch.unicen.edu.ar/ojs-3.1.0/index.php/espacios-en-blanco/article/view/833/753 (última entrada 3 de mayo 2022) [ Links ]

San Martin, P. y Andrés, G. (2021) “Creativa Monumento: Mediatización y sostenibilidad del paisaje cultural”, La Trama de la Comunicación, 25(1), pp. 123–141. Disponible en https://doi.org/10.35305/lt.v25i1.765 (última entrada 4 de enero 2022). [ Links ]

San Martín, P. (editora) (2022) Patrimonio Cultural Inmaterial e Inclusión Social. Aportes para la agenda de desarrollo de la era post-COVID en América Latina y el Caribe. París/Montevideo: UNESCO. Disponible en https://unesdoc.unesco.org/ark:/48223/pf0000380920 (última entrada 2 de mayo 2022). [ Links ]

San Martín, P., Rodríguez, G. y Pettinari, R. (2022) “La noción de Presencialidad-DHD para el despliegue de prácticas educativas mediatizadas no excluyentes”, Dilemas Contemporáneos: Educación, Política y Valores. 9(2), pp. 1-27. Disponible en: https://doi.org/10.46377/dilemas.v9i2.3047 (última entrada 8 de abril 2022). [ Links ]

Smith, L. (2006) Uses of Heritage. New York: Taylor & Francis e-Library. [ Links ]

Thomas, H., Juárez, P. y Picabea, F. (2015) ¿Qué son las tecnologías para la inclusión social?. Bernal: Universidad Nacional de Quilmes. [ Links ]

[1]Para interiorizarse en la filosofía del software libre se puede consultar https://www.gnu.org/philosophy/free-sw.es.html y sobre Acceso Abierto consultar: https://es.unesco.org/open-access/%C2%BFque-es-acceso-abierto

[2]Creativa Monumento: https://creativamonumento.irice-conicet.gov.ar/

[3]http://creativamonumento.irice-conicet.gov.ar/red/fichas_individuales_creativa.php?ficha=116

[4]http://creativamonumento.irice-conicet.gov.ar/red/fichas_individuales_creativa.php?ficha=114

[5]http://creativamonumento.irice-conicet.gov.ar/red/fichas_individuales_creativa.php?ficha=109

[6]http://creativamonumento.irice-conicet.gov.ar/red/fichas_individuales_creativa.php?ficha=113

[7]http://creativamonumento.irice-conicet.gov.ar/red/fichas_individuales_creativa.php?ficha=115

[8]http://creativamonumento.irice-conicet.gov.ar/red/fichas_individuales_creativa.php?ficha=108

[9]http://creativamonumento.irice-conicet.gov.ar/red/fichas_individuales_creativa.php?ficha=111

[10]http://creativamonumento.irice-conicet.gov.ar/red/fichas_individuales_creativa.php?ficha=110

[11]A los fines de dar cuenta de la experiencia se ha hecho un extracto sintético de todos los relevamientos realizados.

Recibido: 21 de Marzo de 2022; Aprobado: 14 de Mayo de 2022

*

Patricia Silvana San Martín es Doctora en Humanidades y Artes, Universidad Nacional de Rosario; Investigadora Principal, Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas; Directora, Instituto Rosario de Investigaciones en Ciencias de la Educación; Profesora Titular ordinaria, Facultad de Humanidades y Artes, Universidad Nacional de Rosario, Argentina. E-mail: sanmartin@irice-conicet.gov.ar

**

Roque Jesús Antonio Pettinari es Doctor en Humanidades y Artes, Universidad Nacional de Rosario; Coordinador Institucional y Profesor en las asignaturas Filosofía y Latín, Colegio Polivalente Nº 2009 Immanuel Kant, Argentina. E-mail: ropettinari@yahoo.com.ar

***

Guillermo Luján Rodríguez es Doctor en Ingeniería, Universidad Nacional de Rosario; Profesor Titular ordinario; Investigador asociado, Instituto Rosario de Investigaciones en Ciencias de la Educación, Argentina. E-mail: guille@fceia.unr.edu.ar